Uncategorized

Eco-friendly ecommerce

Artículo

Por - Publicado el 17/01/2020

En los últimos años el número de personas que realizan compras desde la comodidad de su casa a través de pc o celular ha ido incrementando. Es muy raro en la actualidad ver que alguien vaya a un restaurante para llevar comida a casa pudiendo haberlo hecho a través de una app de delivery. Sea en oficinas, en casa, o donde nos encontremos, la solución a la inmediatez que necesitamos es recurrir a empresas que nos traigan eso que nosotros no podemos (por tiempo o porque es mucho más fácil pagar para que alguien nos brinde este servicio).

Pero, ¿te has puesto a pensar, cuánta cantidad de bolsas, packaging, tuppers y más de lo que nos entregan es realmente necesario? Seamos sinceros, en más de una ocasión terminas teniendo más basura de lo que realmente pudieron utilizar para contener tu pedido.
Actualmente, son más las personas que se preocupan por el medioambiente, el cuidado y el correcto uso de las cosas que realmente necesitamos. Imagina que tienes una pollería, cuántas bolsas innecesarias se utilizan para colocar las cremas, lo mismo para la ensalada, y la bolsa que sostiene esta otra bolsa. Es decir, ¿realmente era necesario tanta cantidad indiscriminado de plástico? ¿Cómo es que me verían las personas que se preocupan por el medio ambiente y que a su vez son amantes del pollo? ¿Seguirán siendo mis fieles clientes o buscarán alternativas?

Entonces, ¿cómo es que podríamos darle una vuelta a todo ello?
Pues buscamos alternativas, empezando con concientizar a nuestro personal sobre el correcto uso de packaging al hacer una entrega, podrían cambiarse las bolsas plásticas por unas de papel, incluso quizá en estas bolsas de papel hacer uso del logotipo de un tamaño más pequeño, para que esta pueda tener un segundo o tercer uso. Este tip puede ser de mucho uso en navidad, donde hemos visto desde hace un par de años que la gente reutiliza bolsas para los regalos, y que incluso envuelven en papel periódico.
Tu empresa podría tener un packaging distinto por navidad para que sea reutilizada envolviendo un regalo. Todo es cuestión de proponer, apuntar a generar cambios. Si por ejemplo tengo un restaurante, no utilizar sorbetes, o utilizar los de papel, utensilios de bamboo, o simplemente preguntar por la app si estos son necesarios (haciendo una aclaración de que es por el cuidado al medio ambiente) y si somos un poco más exigentes, incluso podrían hacerse entregas en bicicleta.

Como verás, son muchas las maneras en las que un ecommerce puede transformarse en una empresa ecoamigable, esto es totalmente posible y tu público objetivo tendrá una perspectiva positiva hacia tu marca, sintiéndose mucho más a gusto comprando en una empresa que se enfoca en cuidar al medio ambiente que en una donde aún eso no está ni en los planes. ¿Y tú, qué más implementarías? piénsalo y ponlo en marcha.

en Algoritmo

0

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *